Todo sobre las cubiertas

ejemplo2

Hoy en día todos, más o menos, sabemos, sólo con ver el ancho y el dibujo de los tacos de una cubierta para MTB para que disciplinas es más indicada y en qué tipo de superficie le sacaremos más partido. Recomendaciones cubiertas.

Ahora bien, la mayoría de fabricantes, junto con la descripción del neumático y su imagen nos adjuntan una tabla donde vemos las dimensiones y otros valores del neumático en cuestión, ¿pero entendemos todos estos valores? ¿Sabemos que significa cada parámetro y cómo afectará a la cubierta que estamos pensando en comprar?

Vamos a resolver algunos misterios…

ETRTO: el nombre viene dado por la organización que regula los estándares entre neumático y llanta, la Organización  Técnica Europea de Cubiertas y Llantas. (European Tire and Rim Technical Organization). Siempre son dos números separados entre guiones. El primer nos indica el ancho y el segundo el diámetro interno de la cubierta en mm.

EPI o TPI (depende del fabricante): es el número de filamentos por pulgada que tiene la carcasa de la cubierta, dependiendo de ello su densidad, y en consecuencia su duración y resistencia a los pinchazos. Cuanto más alto sea este valor, más densa, ligera y flexible será la carcasa, aumentando la calidad del mismo también, por lo contrario, cuanto más bajo sea este valor, mayor protección obtendremos frente a los pinchazos, pero también será una cubierta más rígida y pesada. Un buen compromiso para mountain bike está entre 50 y 70 TPI.

PSI/BAR: nos indica la presión máxima posible de hinchado de la cubierta para un correcto rendimiento y en algunos fabricantes también muestran la mínima.

Load: indica la máxima carga de peso que soporta la cubierta hinchada a la máxima presión recomendada.

Compuesto: este variará según el fabricante y los modelos. Los neumáticos de gama media y alta pueden combinar hasta 3 tipos diferentes de compuesto para lograr el mejor compromiso.

Bead o Carcassa: nos indica si la cubierta es de carcasa rígida o plegable.

Peso: indica el peso de la cubierta, el cual marcará la disciplina a la que va dirigida la cubierta y sus pretensiones de rendimiento. Por ejemplo, no encontraremos cubiertas para XC de competición que pesen más de 600-700gr, mientras que una buena cubierta de competición para DH pesará entre 1kg y 1,2kg.

Tube: nos indica el grupo de cámaras que soporta la cubierta.

 ejemplo

 

También te puede interesar...

-¿Tubeless sí Tubeless no?

-Una buena elección de cubiertas

 

Nos puedes seguir en...

Facebook    Twitter    Google+    Youtube

 

Esta web utiliza cookies. Si continuas navegando este sitio acceptas el uso de dichas cookies. Más Información